El ejemplo de María de Nazaret

Lunes 26 de marzo de 2012 | Año B
Anunciación del Señor | Día 29 de Cuaresma

Lectura del Evangelio

Introducción

La presente lectura nos presenta la anunciación del Ángel Gabriel a María, comunicándole que iba a ser la madre de Jesús. María es invitada a alegrarse porque está llena de gracia, es decir, porque está llena de los valores del amor y la solidaridad. Por eso María dará a luz a Jesús, quien se compromete en el anuncio y en la realización de un proyecto de Vida Digna para el pueblo empobrecido, excluido y dominado por el imperio romano.

Sigue leyendo

Orar con arte | Martes 28 de febrero de 2012 | 6° Día de Cuaresma

Por Natanael Disla

Y al orar no repitan ustedes palabras inútiles, como hacen los paganos, que se imaginan que cuanto más hablen más caso les hará Dios.

Mateo 6,7

Aclamen al Señor, hombres buenos;
en labios de los buenos, la alabanza es hermosa.
Den gracias al Señor al son del arpa,
cántenle himnos con música de salterio,
cántenle un nuevo canto,
¡toquen con arte al aclamarlo!

Salmo 33,1-3

La oración, como disciplina espiritual que es, nos invita a adentrarnos dentro de nosotros mismos, para hacer un alto en el camino, en introspección, y seguir nuestro camino de activismo piadoso.

En ocasiones corremos el riesgo de que la oración sea un cliché. Que la veamos como una forma de que Dios nos resuelva nuestras apetencias personales, como si fuera él un genio de botella.

La oración debe ser hecha desde y con el corazón. Con arte. El arte despierta los sentimientos más humanos sobre la belleza. La oración hecha con arte se convierte en un bálsamo que une nuestro intelecto y nuestro corazón en una sola pieza.

La oración debe unirnos. El arte con el que la hagamos conectará el cosmos con nosotros mismos y con Dios en una danza sin fin.

Para la oración

Dios bueno y de paz
La vida rápida de hoy nos hace descuidarnos de lo importante
Hemos perdido la belleza en la oración

Que el arte que infundes en el cosmos
Llegue a nosotros en una sola pieza
Mente y corazón
Corazón y cuerpo
Razón y emoción
Toda una

Que tu bálsamo recorra nuestros cuerpos
Y que al orar lo hagamos con arte
Apreciando la belleza sin fin
De vidas bien vividas y por vivir